La solución perfecta para las empresas de almacenamiento

Las estanterías Cantilever son, a día de hoy, una de las mejores y más interesantes inversiones que se pueden hacer para incrementar el rendimiento de un almacén.

Este tipo de sistema de almacenaje es ideal para la gestión de mercancías pesadas y de dimensiones alargadas, gracias a su composición a base de estructuras metálicas formadas por brazos en voladizo que soportan todo tipo de cargas y mercancías.

Esta fórmula garantiza varios puntos de apoyo y refuerzo para mantener la estabilidad de la carga y evitar así curvados, desplazamientos, desperfectos o apelmazamientos que pudieran generar moho u otras circunstancias potencialmente peligrosas para los objetos almacenados.

Fersaracks, empresa líder en almacenes, recomienda esta solución para almacenar tableros, plásticos, maderos o cualquier objeto, pesado o ligero, de dimensiones alargadas. Además, su facilidad en el montaje y sencillez de manejo la convierten en una de las mejores decisiones empresariales que se pueden tomar para mejorar la logística de un almacén.

Entre sus ventajas se encuentran las siguientes: Una estructura dinámica que se puede regular en altura con mucha facilidad, muy adaptables al espacio del almacén, y con una resistencia enorme a cualquier carga; además de un precio asequible con relación a la mejora que se obtiene con su implementación.

Almacenaje de cargas ligeras

Almacenaje de carga ligera

Enfocado a cargas manuales que no necesitan grúa. El montaje de estas estanterías es muy simple y soportan un elevado peso. Además, una de las características más interesantes de las Cantilever es que permiten almacenaje y gestión por ambos lados de cada estantería; lo que ofrece una enorme versatilidad para comercios de venta al público y para mercancías con mucho movimiento dentro del almacén.

Almacenaje de cargas pesadas

Las estanterías metálicas Cantilever están pensadas para soportar cargas muy pesadas y de gran longitud. Para su mejor gestión, además, pueden añadírsele una serie de complementos que mejoran sustancialmente su traslado como, por ejemplo, grúas, brazos puente, cubiertas de estante, prevención antirodadura, tiras diagonales, protectores longitudinales, vigas de voladizo, etc.

Su simplicidad y resistencia hacen de ellas un excepcional elemento de ordenación para materiales que requieran, a su vez, de cierta movilidad.

Esta solución de almacenaje aprovecha el espacio del almacén a lo alto. Y esta es, precisamente, una de las características más ventajosas de este tipo de estanterías: La optimización del espacio.

Es verdad que en sus estanterías pueden cargarse elementos de gran tamaño. Sin embargo, la ventaja de organizar mercancías a lo largo termina por ofrecer un considerable ahorro de espacio y por agrandar la optimización de todo tipo de productos.

Beneficios

De este modo, algunos de los beneficios más destacados de este tipo de las estanterías Cantilever son:

  • El montaje simple
  • La capacidad de ajuste de altura
  • No usan tornillos
  • Uso sencillo
  • Poca inversión y máxima rentabilidad
  • Aprovechamiento de las dos caras de la estantería.
  • Aumento significativo del orden, gestión y visibilidad de la mercancía
  • Evita desperfectos
  • Permite complementos útiles que mejoran la gestión
  • Mejora la eficacia y la logística del almacén

Deja un comentario

Search